Bajar de peso durante la lactancia

Por: Aimeé Bernardo

Tener un bebé no es nada sencillo y nuestro cuerpo como mujeres lo resiente, digamos que en el vientre de la mamá va creciendo un globo y cuando sale el bebé del cuerpo le cuesta trabajo volver a su forma original, requiere mucho esfuerzo y constancia para poder recuperar la figura que se tenía antes de tener un bebé, por lo que si acaban de tener un bebé y quieren recuperarse lo más pronto posible, las niñeras a domicilio les daremos algunos consejos para bajar de peso durante la lactancia y mejorar su ánimo poco a poco.

Sabemos que muchas mujeres se sienten mal por tener el vientre flácido y con los cambios hormonales que tenemos después de que nace el bebé puede ser complicado recuperarse, por lo que las niñeras a domicilio les decimos que todas las que somos mamás hemos pasado por eso y que debemos aceptar nuestro cuerpo como es ahora, pero si esforzarnos por sentirnos bien y bajar de peso cuando lo decidamos, por lo que la lactancia puede ser un gran momento para comenzar, así que con medidas sencillas podemos ayudar a nuestro cuerpo a desinflamarse y tonificarse poco a poco.

Si bien sabemos que no nos podemos poner a dieta durante el embarazo porque no es bueno para el desarrollo del bebé, se sabe también que el darle pecho al bebé ayuda a que se vayan ocupando todas las reservas que guardamos por nueve meses en nuestro cuerpo para producir leche materna, por ello, lo mejor es tener una dieta equilibrada, eliminar todo lo que no es natural y comenzar a hacer ejercicio para tonificar nuestro cuerpo y que poco a poco los músculos vayan regresando a la su forma original.

Queremos dejar claro que la mejor manera de cuidarnos en cuanto a alimentación se refiere es ir con un nutriólogo, ya que nos dirá que evitar y que si comer, nos ayudará a poner horarios y nos puede orientar en que debemos comer para tener energía, pero al mismo tiempo a no excedernos en porciones de alimentos, pero lo que les podemos adelantar al respecto es que eviten todos los alimentos fritos o capeados, refrescos, dulces y hasta café, incluso se debe reducir el consumo de sal.

Para bajar de peso en la lactancia, las niñeras a domicilio les decimos que es necesario comer lo más saludable posible, no sólo para recuperar el cuerpo que teníamos antes, sino para producir leche de buena calidad para nuestro bebé, por lo que hay que tener una buena cantidad de vitaminas y nutrientes para lograrlo. Ahora, es importante que no cuentes las calorías que consumes al día, porque en general son 2000 cuando se está dando pecho al bebé, se puede perder peso poco a poco con ayuda de tu actividad física, alimentación y acelerando el metabolismo.

 

About the Author

The Author has not yet added any info about himself

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *